Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans – Reseña

Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans – Reseña
4.4 (88%) 5 votes

Ficha técnica del libro Algo tan sencillo como darte un beso

 

  • Título original: Algo tan sencillo como darte un beso
  • Autor: Blue Jeans
  • Género: Juvenil Romántico
  • Año de publicación: 2016
  • Editorial: Planeta
  • Saga: 2/3
  • Número de páginas: 544
  • PVP: 18.90 €
  • ISBN: 978-84-08-15490-7

Gracias a Planeta, por este ejemplar.

Sinopsis del libro Algo tan sencillo como darte un beso

David, Elena, Óscar, Iria, Julen, Manu, Ainhoa y Toni, los chicos del pasillo 1 b vuelven a la residencia Benjamín Franklin después de las vacaciones de Navidad. Con ellos, también las nuevas parejas de David y Elena,
Marta y Martín, que siguen adelante con su relación. Pero no están todos, falta Nicole, que tuvo que marcharse a Valencia, con su familia, tras sufrir una agresión xenófoba en el Starbucks donde trabajaba. Los chicos la echan mucho de menos, y ella está deseando volver, pero su familia no quiere ni oír hablar de ello; aún no se les ha quitado el susto del cuerpo.
Aunque aparentemente todo sigue igual, los chicos se enfrentarán en este nuevo trimestre a las más variopintas situaciones: fenómenos semiparanormales, cambios de rumbo inesperados y la aparición en sus vidas de alguien que no debería estar, nuevos amores sorprendentes y otras rupturas previsibles.

Opinión personal

 

Tenía unas ganas inmensas de poder continuar con la trilogía “Algo tan sencillo” de nuestro queridísimo Blue Jeans. Su primera entrega me resultó totalmente adictiva y es que este autor sabe plasmar los sentimientos y las situaciones cotidianas con un toque tan especial que el lector queda completamente atrapado entre sus páginas. En esta segunda entrega, Algo tan sencillo como darte un beso, vuelve a conseguirlo. Nos encontramos con una continuación fresca y entretenida donde veremos la evolución de los personajes en su etapa universitaria y cómo se enfrentan a los problemas del presente y a algunos asuntos de su pasado sin resolver.

La historia comienza unas semanas después de finalizar la trama anterior. Nuestros personajes regresan a la residencia tras las vacaciones de navidad, todos excepto Nicole, quien tras la grave agresión que sufrió no puede volver a la residencia por el temor que siente su familia. David y Elena cometieron un error y están en las manos de Manu, quien los obligará a jugar a la ouija. En esa sesión de espiritismo saldrán a la luz pesadillas que ya parecían olvidadas, ¿serán los espíritus quien quieren hacerse oír? ¿O alguien conoce los secretos más oscuros de David? Por otro lado, veremos otra faceta de Manu que nos hará conocerlo muchísimo mejor. Y por si todo esto fuera poco, también contaremos con el mundo de youtube en las páginas de esta historia. Muchos secretos ocultos luchan por salir a la luz y complicar la vida de nuestros personajes.

—Ya sé que es una locura y que los espíritus no existen, pero imaginemos que sí. Que Rocío Costa se manifiesta y aparece ayer en el cuarto de Manu. Eso no justifica lo de la puerta. Un ente no puede pintar con espray una puerta, que yo sepa.

La novela sigue la misma línea del autor, conforme terminas un capítulo tienes que comenzar con el siguiente porque es imposible quedarte con las dudas que genera. Esto provoca que, a pesar de ser un libro de más de 500 páginas, apenas dure un par de tardes. Como continuación me encontré con un libro que no me generó ningún tipo de sorpresa porque ya conocía a los personajes y la forma en que el autor les da vida, pero sí que supo mantenerme intrigada y no decepcionarme en ningún momento. Adoro la cotidianidad de estas historias y la forma en que los protagonistas viven cada una de las emociones.

Con respecto a los personajes me parece tan interesante el modo en que todos tienen su propio carácter, sus propios problemas y diferentes formas de ver la vida haciéndolos totalmente únicos. Además, algo muy especial que nos enseña Blue Jeans es a meternos en la mente de varios personajes, vivir diferentes historias y que todas ellas nos aporten algo. Evidentemente siempre tendremos más afinidad con unas que con otras, pero esa versatilidad consigue que la historia llegue a un público más amplio, pues es difícil no conectar con alguno de esos personajes. Ahora vamos a verlos un poquito más en profundidad.

—¿Ves, gallega? No todo el mundo piensa como tú —comenta divertido Manu, sentándose otra vez—. Hay gente que valora mis arranques de heroicidad.

—Si todos los héroes fueran como tú, a Spiderman le darían miedo las arañas.

  • En la habitación 1151 del pasillo 1B nos encontramos con Elena. Este joven tendrá un largo camino que recorrer en esta segunda parte. Se dará cuenta que ha tomado decisiones guiándose por lo que le han enseñado y lo que se suponía que debería hacer. Pero ahora su corazón quiere coger las riendas de su vida y parece que no está muy de acuerdo con algunas decisiones.
  • En la habitación 1152 del pasillo 1B nos encontramos con David. Este personaje sigue siendo uno de mis favoritos. Intenta mantener sus sentimientos a ralla y comienza una relación con la hermana pequeña de la chica por la que realmente siente algo, Elena. Además, su pasado saldrá a la luz y descubrirá que alguien quiere hacerle pagar por ello, solo le queda descubrir si es humano no.
  • En la habitación 1153 del pasillo 1B tenemos a Ainhoa. Los problemas de esta chica con respecto a su físico siguen aumentando. Me parece interesante la forma tan natural en que el autor introduce los trastornos alimenticios, llegando a puntos extremos de anorexia y bulimia, con este personaje. Todo es muy real y común. Cualquiera de nosotros podríamos conocer a alguien con un problema similar y no darnos cuenta de ello.
  • En la habitación 1154 del pasillo 1B nos encontramos con Toni. Volvemos a meternos en el mundo cibernético con este personaje. Esta vez conocerá a una joven muy peculiar, una chica de la que no sabremos que esperar en ningún momento, alguien con unos objetivos muy claros: dedicarse al mundo de youtube.
  • En la habitación 1155 del pasillo 1B deberíamos encontrar a Nicole. Esta joven sufrió una fuerte agresión en el libro anterior, por lo cual nos quedaremos sin su presencia en esta segunda parte. Tendrá un par de apariciones y será recordada por sus compañeros, pero el miedo que tiene su familia de que algo similar pueda volver a ocurrir le impedirá regresar a la universidad.
  • En la habitación 1156 del pasillo 1B nos encontramos con Manu. Quizás el personaje del que más dudas tengo es este, no porque no me guste, sino porque no sé qué esperar de él. Guarda un pasado muy duro y ahora, que parece que podría encontrar el amor en alguien completamente inesperado, sus errores le pasarán factura.
  • En la habitación 1157 del pasillo 1B nos encontramos con Iria. Volvemos a ver con la misma Iria directa y desvergonzada del primer libro, pero en este caso ella misma se sorprenderá del camino que elija su corazón.
  • En la habitación 1158 del pasillo 1B nos encontramos con Julen. El tema de la homosexualidad lo introduce este personaje. Sus dudas, inquietudes, temores… Todas y cada una de esas sensaciones se nos colarán en la piel. Aunque he de admitir que el personaje ha evolucionado bastante, ahora va a por lo que quiere y lo hace libremente, aunque en su interior siga albergando dudas.
  • Por último, en la habitación 1159 del pasillo 1B nos encontraremos con Óscar. Este personaje sufrirá la presión de una relación que intenta enjaularlo. Hace tiempo el amor de su vida le fue infiel, él ha conseguido perdonarla, pero… ¿esa relación podría funcionar ahora?

—Te dejo de plazo hasta el viernes. Si decides no volver, no me quedará otra opción que terminar lo nuestro. Con todo el dolor del mundo. Te quiero, pero no puedo seguir así, Óscar. Prefiero no tenerte a tenerte solo a medias. No hay otra solución.

Como podemos observar Blue Jeans tienen una capacidad innata de mostrarnos la mayoría de problemas que solemos vivir en estas edades. Cada personaje presenta uno de ellos, pero todos hacen un grupo que nos deja situaciones cargadas de realismo. La pluma del autor mantiene su sencillez y adicción. Es capaz de presentarnos muchas tramas a la vez, pero las define tan bien que en ningún caso dan lugar a confusión. Si algo tengo que destacar de esta segunda entrega es su epílogo, unas pocas páginas que me dejaron ansiosa por poder disfrutar de la tercera entrega de la saga.

En conclusión, Algo tan sencillo como darte un beso nos sumerge en una segunda parte que está totalmente a la altura del libro anterior. Viviremos todos los problemas cotidianos que pueden surgir en estas etapas de la vida de la mano de unos personajes bien perfilados. Un libro con tanta variedad de carácter y tramas que es imposible no engancharte desde la primera página.

Lo mejor:

  • La capacidad de presentar las diferentes tramas de una forma tan clara.
  • Los personajes y sus personalidades tan bien pinceladas.

Lo peor:

  • No tendría nada que destacar como negativo. No encontré nada que me sorprendiera, pero me encantó la forma en que poco a poco evolucionan los personajes.

FotoReseña

Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans - Reseña
Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans - Reseña
Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans - Reseña
Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans - Reseña
Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans - Reseña
Algo tan sencillo como darte un beso, de Blue Jeans - Reseña

Booktrailers o vídeos promocionales

4,5/5 Puntos

4-5 puntos

Libros que componen la saga

Autor: Duna

"Hasta Steven Spielberg superó su complejo de Peter Pan"

Comparte este artículo en
Shares
Ir a la barra de herramientas