Highlander tenías que ser llego a mis manos sin que yo supiera nada de la historia, solamente conocía su portada, la cual cuenta con una imagen muy sencilla, pero a la par muy especial, pues tiene un toque particular que encaja perfectamente con la autora, Laura Nuño. Nada más recibirlo me puse con él y en un par de días voló de mis manos, y es que esta historia nos presenta a unos personajes y unas situaciones que te atrapan desde la primera página.

Roció es una chica tan común como particular, tras una mala experiencia se cierra en ella misma y solamente se deja llevar a través de un blog que tiene en internet, donde hace infinidad de actividades y las comparte con gente con sus mismas aficiones.

Allí conoce a Laura, quien pronto se convertirá en su mejor amiga, pues ella intentará hacer que Rocío venza todos sus miedos a través de unos retos que deberá cumplir en el blog. Unos retos muy especiales.

Y así empieza la historia pues el reto que propone Laura a Roció en esta ocasión no solo le hará superar sus miedos, sino que le volverá la vida del revés.

Una historia muy divertida, cargada de situaciones muy realistas y expresadas con una nitidez que parecerá que las vivimos en primera persona. Una historia con un romance como tema principal, donde una vez más comprobaremos que los polos opuestos se atraen, pues los dos protagonistas son completamente diferentes y aun así desde el minuto cero sabemos que la atracción que existe entre ellos será más fuerte que cualquier otra cosa.

Laura Nuño tiene una pluma sencilla, ágil y muy cercana con el lector. Será muy fácil identificarse con los protagonistas, al igual que nos será muy sencillo visualizar cada una de las situaciones. Las descripciones se dan en su justa medida, por lo que podremos visualizar el entorno sin llegar a notar un libro pesado o recargado. Los diálogos son un soplo de aire fresco, pues son tan cercanos que los note totalmente creíbles y los vivía como si estuviese allí mismo con los personajes. El ritmo por lo general es muy estable, siempre van sucediendo cosas, pero dosificándolas durante toda la trama, algo perfecto que sumado a la sencillez de la autora y la adición de la historia nos dejara un libro que devoraremos en un suspiro.

Los personajes principales están perfectamente perfilados, conoceremos el pasado de cada uno y como ello ha afectado a su carácter  y firma de ser en el presente. Realmente tanto Rocío como Colin necesitan superar muchos miedos para lanzarse a vivir, algo que llevaban negándose desde hace bastante tiempo. Rocío es una chica con un carácter fuerte, coqueta y algo alocada, sabe perfectamente lo que quiere y lo que debe hacer para conseguirlo, pero en más de una ocasión necesita un empujoncito para ponerse en marcha. Colin a primera vista es la persona más fría y egocéntrica del mundo, pero una vez lo conoces podrás comprobar que su belleza interna es tan grande como la externa.

Los personajes secundarios son un punto clave para los protagonistas, los apoyaran y les abrirán los ojos en más de una ocasión. Pero sin duda destacaría a Laura, la amiga fiel capaz de hacer cualquier cosa por Roció. Y no me puedo olvidar del abuelito de Rocio, quien con un carácter muy particular conseguirá que su nieta luche por lo que quiere, los capítulos finales con este hombre fueron un no parar de reír.

El libro cuenta con unos toques muy originales que han hecho de él un libro muy especial para mí. En primer lugar cada capítulo cuenta con un encabezado donde se citan canciones de artistas muy conocidos como: Melendi, Extremoduro, Maldita Nerea, David Bisbal… Entre muchísimos otro. Y en segundo lugar nuestra protagonista es bloggera, su amor por los libros y su forma de comunicarse con sus seguidores es algo con lo que cualquier bloggera puede sentirse identificada y cada capítulo cuenta con un mensaje a sus seguidores donde les va contando el transcurso de su aventura.

El final de la historia es bastante predecible pero no por ello deja de ser precioso. Como libro autoconclusivo cierra todos los puntos sin dejar cabos sueltos. Aunque confieso que leería mil historias sobre esta pareja tan especial.

En conclusión, Highlander tenías que ser es una comedia romántica donde dos personas machacadas por su pasado deberán superar sus miedo para poder comenzar un nuevo camino juntos. Cargada de situaciones cómicas, personalidades fuertes y un montón de personajes muy peculiares nos sumergiremos en una historia romántica que a muchos nos gustaría vivir.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.