Zafiro, de Kerstin Gier – Reseña

Zafiro, de Kerstin Gier – Reseña
5 (100%) 1 vote
Zafiro, de Kerstin Gier - Reseña

Ficha técnica

  • Título original: Saphirblau
  • Autor: Kerstin Gier
  • Género: Juvenil Romántico y ficción
  • Año de publicación: 2010
  • Editorial: Montena
  • Saga: 2/3
  • Número de páginas: 384
  • PVP: 14,95€
  • ISBN: 9788484419983

Sinopsis

Disculpa la interrupción pero ¿te gusta leer y aún no tienes un Kindle? Aquí te dejo los detalles y el precio, yo no se vivir sin él.

Gwen y Gideon tienen dos retos a los que enfrentarse: aprender a amarse en distintas épocas y... ¡Salvar el mundo!

Gwen vive en una nube... ¡con Gideon! Aunque sabe bien que el amor entre dos viajeros en el tiempo puede deparar sorpresas traicioneras. Por suerte, tiene muy buenos consejeros: su mejor amiga, Leslie, su compinche, James el fantasma y Xemerius, una gárgola que se mete en bastantes líos.

Además, Gwen y Gideon tienen importantes problemas de los que ocuparse. Por ejemplo, salvar el mundo. O aprender a bailar un minué (algo nada fácil). Sin embargo, ambos deberán entender que el amor debe pasar por delante de lo demás, sobre todo cuando caigan en las redes del conde de Saint Germain

Opinión personal

 

Kerstin Gier vuelve a conseguirlo, después del buen sabor de boca que me dejó Rubí no podría hacer otra cosa que no fuera leer Zafiro y… ¿me desilusionó? PARA NADA,  me enganchó todavía más, su facilidad de lectura y la inyección de humor hacen que no puedas parar de leer  y descubrir todos los misterios junto a Gwendolyn.

Como todos sabréis Rubí finaliza en una iglesia donde se encuentra nuestra protagonista besándose finalmente con Gideon, pues bien ahí justo comienza esta segunda parte conocida como Zafiro. Supongo que casi todos, o al menos a mí me pasó, pensamos como Gwen, “ya se habían besado, por fin estarán juntos” Pero no, resulta que Gideon está en un plan en el que cualquier chico es capaz de volvernos locas, un día nos besa, otro nos trata con indiferencia, pero cuidado que al siguiente nos vuelve a besar… ¿Qué ocultará Gideon? ¿Por qué actúa de esa forma? Con su actitud consigue que Gwendolyn lo ame y lo odie al mismo tiempo, además de odiarse a sí misma por caer en sus brazos con tanta facilidad.

… Al cabo de una hora y diecisiete formas diferentes de abrir un abanico, tenía un intenso dolor de cabeza y ya no sabía dónde estaba la derecha y dónde la izquierda. Mi intento de relajar los ánimos con una broma —«¿No podríamos disfrutar de un serenísimo descanso, ilustrísimas?»— tampoco fue bien recibido. «Eso no tiene gracia, ignorante criatura», me espetó Giordano con voz engolada.

Bueno pues la montaña rusa de emociones que vive Gwendolyn con Gideon no es lo único que la traerá de cabeza, recordamos que hasta hace apenas unos días nuestra protagonista tenía una vida normal en una familia muy peculiar, podía ver y hablar con fantasmas si pero teniendo a su tía abuela que tenía visiones extrañísimas del futuro y una prima que supuestamente estaba preparándose para ser la última viajera en el tiempo, no era tan raro que ella pudiera ver a los fantasmas. El caso es que finamente el “gen” para viajar en el tiempo no estaba predestinado para Charlotte, su prima, sino para ella misma y como no lo sabían, no había recibido todos los años de preparación para cuando llegara el momento.

Por lo tanto en Zafiro, veremos cómo Gwendolyn recibirá clases intensivas para prepararse. Si contamos con que esas clases normalmente se van asimilando con el paso de los años, que deciden poner a la perfectísima de su prima Charlotte a enseñarla y que ella es un poco patosa, veremos a nuestra protagonista pasarlo francamente mal. Sinceramente no soporto a Charlotte, en el libro anterior intentaba comprenderla, pero aquí ya me supera, intenta dejar en mal lugar a Gwen siempre con sus aires de prepotencia y sabelotodo.

—Deberíamos recoger nuestras cosas —dijo finalmente—. Y deberías hacer algo urgente con tus cabellos; parece como si algún idiota se hubiera puesto a revolver en ellos con las dos manos y luego te hubiera tirado sobre un sofá… Sea quien sea el que nos espere sabrá que dos y dos son cuatro… Oh, por Dios, no me mires así.
—¿Cómo?
—Como si ya no pudieras moverte.
—Es que no puedo —dije en serio—. Soy un pudin. Me has transformado en un pudin.

Aun que se suma un gran personaje a este libro, Xemerius. ¿Quién o qué es Xemerius? Podríamos describirlo como “una mascota fantasma” pero shhh que él no nos oiga, porque le sentaría fatal, se considera una especie de “demonio súper poderoso” o algo así. El caso es que terminareis adorando a Xemerius casi tanto como yo, ayuda a nuestra protagonista en incontables ocasiones y además es graciosísimo, tiene unas salidas con las que no podrás parar de reír. Y si hablamos de ayudar a nuestra protagonista no nos podemos olvidar de Leslie, su mejor amiga, quien a pesar de ser un personaje secundario, tendrá un papel fundamental en la historia y su inteligencia y humor no pasarán desapercibidos.

—¿Hay algo que no sepas hacer?
—¡No! Puedes tomarme tranquilamente por un Dios.

En conclusión esta segunda parte de la trilogía sigue mejorándola, está todavía más cargada de secretos, emociones, acción, romance, humor… Creo que es una continuación perfecta que te deja totalmente en ascuas esperando el siguiente libro Esmeralda.

Lo mejor:

  • La carga de humor
  • Una protagonista decidida, divertida y única
  • La forma que va adquiriendo la historia

Lo peor:

  • Como en el libro anterior, no tengo pegas, pero por decir algo sería la gran cantidad de personajes con los que te puedes llegar a confundir, demasiados nombres y no muy usuales.

FotoReseña

Zafiro, de Kerstin Gier - Reseña
Zafiro, de Kerstin Gier - Reseña
Zafiro, de Kerstin Gier - Reseña
Zafiro, de Kerstin Gier - Reseña

Booktrailers o vídeos promocionales

5/5 Puntos

5 puntos

Libros que componen la saga

Imagen de perfil de Duna

Autor: Duna

"Hasta Steven Spielberg superó su complejo de Peter Pan"

Comparte este artículo en
Shares
Ir a la barra de herramientas