¿Quién es esa chica? de Mhairi Mcfarlane – Reseña

¿Quién es esa chica? de Mhairi Mcfarlane – Reseña
Vota este arículo
¿Quién es esa chica? - Reseña

Ficha técnica

  • Título original: ¿Quién es esa chica?
  • Autor: Mhairi Mcfarlane
  • Género: Romántico
  • Año de publicación: 2016
  • Editorial: Libros de seda
  • Saga: 1/?
  • Número de páginas: 406
  • PVP: 19,95€

Gracias a Libros de seda, por este ejemplar.

Sinopsis

Disculpa la interrupción pero ¿te gusta leer y aún no tienes un Kindle? Aquí te dejo los detalles y el precio, yo no se vivir sin él.

¿Qué es lo que hace la novia en su boda? Besar al novio. ¿Y qué es lo que NO SE HACE EN UNA BODA? Pues besar al novio de la novia.

Cuando pillan a Eddie en una situación comprometida nada más finalizar la boda de unos compañeros de trabajo, todas las culpas recaen en ella. Rechazada por todo el mundo y muerta de vergüenza por lo que se publica en las redes sociales, su jefe le sugiere que se tome un año sabático. Él ya le ha buscado qué hacer durante ese tiempo: escribirá -como negra, claro- la autobiografía de Elliot Owen, un actor con mucho talento, unos abdominales increíbles y un engreído de proporciones épicas. Lo único que tiene que hacer es bajar la cabeza y llevarse bien con él. Fácil, ¿a qué sí?

¿Conseguirá Eddie no meterse en ningún lío esta vez?

Opinión personal

 

Hoy os traigo la Reseña de ¿Quién es esa chica? Un libro escrito por Mhairi Mcfarlane y publicado por la editorial ‘Libros de Seda’.

En este libro nos vamos a encontrar con la historia de Edie, Jack, Charlotte y Elliot.

Edie, Jack y Charlotte trabajan juntos en la misma empresa desde hace mucho tiempo, Jack y Charlotte van a casarse, pero tenemos un problema. ¡Oh, oh! TRIÁNGULO AMOROSO A LA VISTA.

Pues sí, resulta que Jack no solo está ‘enamorado de Charlotte’, sino que en sus ratos libres se dedica a intercambiar mensajitos con Edie. Ella piensa que él la considera algo más que una simple amiga, pero cuando se entera de que ellos van a casarse el mundo se le viene un poco encima y se siente como una idiota.

Aun así, Edie decide ir a la boda y acompañada de su mejor amigo. Gay, por supuesto.

Cuando ambos han pronunciado sus votos, y se han dado el beso que enlaza su relación ‘hasta que la muerte los separe’ Edie se siente demasiado abrumada y decide salir a dar un paseo al jardín, pero… ¿Cuál es su sorpresa? Se encuentra cara a cara con el propio Jack, quién le manifiesta su alegría por tenerla esta noche a su lado. Edie no puede creérselo y le pregunta que  a qué viene tanta felicidad, a lo que él responde que ella siempre ha sido alguien especial para él. En ese momento, Jack, pasado de cervezas, besa a Edie, y ella como una boba se deja llevar.

Pero… esto no termina aquí, ¿Cuál es el problema? Mejor dicho ¿Quién es el problema? En ese mismo momento aparece Charlotte y pilla a su recién esposo metiéndole la lengua hasta el galillo a alguien a quién, hasta el momento, Charlotte consideraba su amiga.

-A veces uno no sabe lo que está haciendo, ¿me entiendes?

Jack, sacudiendo la cabeza y suspirando, pateó la hierba con la punta de su zapato de cuero de Paul Smith.

-Pues la verdad, no. Casarse es tan fácil como decir ‘si’ o ‘no’. Por eso lo ponen en los votos.

-No me refiero a eso… No del todo. Charlie es genial, claro. Me refiero a todo esto, a este lío. ¡Ah, no sé!

Edie notó que estaba más borracha de lo que pensaba al principio.

-¿Qué es lo que quieres que te diga? – preguntó con la menor emoción posible.

-Edie. Deja de ser así. Intento decirte que me importas. Creo que no lo sabes. Edie no contestó… Y durante la pausa en la que tendría que haber formulado su respuesta, Jack murmuró ‘Oh, Dios’, se acercó a ella, se inclinó y la besó.

En ese momento Edie decide desaparecer del mundo y todo se convierte en un infiero, Charlotte y Jack se reconcilian y todas las culpas caen sobre Edie, las redes sociales están que arden y no solo en la realidad virtual, sino que su propio jefe (quién está muy orgulloso de ella) le dice que debería de tomarse un año sabático, a pesar de que ella le pide el despido.

Para evitar despedirla, su jefe le manda a su pueblo natal a hacer un libro sobre Elliot Owen un chico tan guapo como egocéntrico.

La relación entre Edie y su hermana no es muy buena, por lo que tienen a su padre sufriendo las veinticuatro horas del día. Pero aun así, Eddie no decide tirar la toalla, y menos ahora que su mejor amiga Hannah está de regreso al pueblo en el mismo momento que ella.

Cuando Edie conoce a Elliot, se da cuenta de lo estúpida que puede ser la raza humana, y sobretodo hombres como él que se creen el centro del universo, pues Elliot le niega rotundamente su colaboración con las entrevistas, a pesar de que él ya ha firmado un contrato con la empresa.

-Sí, claro, vas a escribir un buen libro. ¡Venga, vamos! Los dos sabemos que esto es una de esas chapuzas, para explotar el filón, que te encuentras en la sección de ofertas del supermercado. Como Justin Bieber: un joven adorable o lo que sea.

Ya se le estaban ocurriendo algunos títulos para el libro de Elliot.

-Bueno, sin duda lo que sí sería una chapuza es que no te entrevistara como es debido.

Elliot se pasó la mano por el pelo y de nuevo pareció que miraba fuera de escena a un relaciones públicas imaginario.

-Siento decepcionarte.

Eddie se sintió tan humillada que habló sin pensar.

-Esto no tiene nada que ver con que me decepciones; esto es la rabia de tener que trabajar con alguien tan poco profesional. Y malcriado.

Edie decide irse furiosa, pero cuando se replantea mejor las cosas, se da cuenta de que Elliot es su única salvación, ya que no puede volver a la oficina después de todo lo ocurrido.

Tras pensárselo dos veces, Edie regresa y le pide disculpas a Elliot, después, decide contarle lo que ha pasado con sus compañeros, y éste, por una vez en su vida, decide ayudar a alguien y ser un poco considerado.

-De acuerdo – dijo Edie, casi mareada por la impresión de que él hubiera transigido-. Aprobarás cada cosa que escriba, sin espacio para las sorpresas. Soy muy buena con las palabras. Puede que incluso te guste lo que haga.

-Lo probaremos, pero no te prometo nada.

Edie podría haber caído de rodillas levantando los puños en alto.

-Por supuesto, entendido.

A pesar de que no se toleran, las cosas entre estos dos personajes van a ir poniéndose más calentitas, y vamos a disfrutar mucho con su historia.

Vale, hasta aquí más o menos, un breve resumen del principio del libro, ahora os cuento lo que me ha parecido a mí.

La lectura de este libro es terriblemente lenta, creo que se debe a que las letras son demasiado pequeñas, entonces leer una página es una eternidad. A parte de eso los capítulos son cortos.

Hay ocasiones en las que he tenido la sensación de que la escena ha sido demasiado repetitiva, pero es verdad que el carácter de Edie le da mucha acción a la trama.

Los personajes de este libro son muy peculiares, aunque quizá un poco típicos.

La trama, es una maravilla, me he reído en infinidad de ocasiones con nuestros dos protagonistas (Elliot y Edie) estos dos personajes son capaces de tirarse de los pelos y a los dos segundos abrazarse.

El seguimiento del libro es bastante entretenido, aunque no sea un ejemplar repleto de sorpresas, si que es verdad que tenemos mucho sentimiento, ya sea en torno a las risas, o a los romances inesperados.

¿Qué me decís? ¿Os atrevéis a hacerle frente al problema de Edie?

Lo mejor:

  • Edie es una protagonista con mucha fuerza.
  • Elliot es un personaje muy peculiar.
  • Es un libro cargado de momentos que te ponen los pelos de punta.

Lo peor:

  • La letra es muy pequeña.
  • La lectura es muy lenta.

FotoReseña

 

¿Quién es esa chica? - Reseña
¿Quién es esa chica? - Reseña
¿Quién es esa chica? - Reseña
¿Quién es esa chica? - Reseña
¿Quién es esa chica? - Reseña
¿Quién es esa chica? - Reseña

3/5 Puntos

3 puntos

Libros que componen la saga

Imagen de perfil de Jessi

Autor: Jessi

"Un libro no es un conjunto de palabras impreso en papel, un libro es un mundo abierto a tu imaginación donde cada latir es un sueño".

Comparte este artículo en
  • Vicky Romero

    hola! disculpa que te diga pero hay una falta de ortografía en el texto…. “Cuando ambos han pronunciado sus botos, y se han dado el beso que…..” BOTOS no está bien, es VOTOS!!! . Hay que tener cuidado más si la editorial comparte tu reseña en facebook y se tiene mayor difusión de este sitio web

    • Jessica

      Perdona, ya está corregido, mil gracias. He puesto votos tres veces y solo me ha pasado en ese párrafo. Lo escribí con el móvil y el corrector me lió una buena jaja.
      Mil gracias =)

Shares
Ir a la barra de herramientas