Pequeñas Mentiras, Liane Moriarty – Reseña

Pequeñas Mentiras, Liane Moriarty – Reseña
5 (100%) 2 votes
Pequeñas mentiras, de Liane Moriarty - Reseña

Ficha técnica

  • Título original: Pequeñas mentiras
  • Autor: Liane Moriarty
  • Género: Romántica
  • Año de publicación: 2015
  • Editorial: Suma
  • Saga: 1/1
  • Número de páginas: 576
  • PVP: 19,90€
  • ISBN: 9788483659229

Gracias a Suma por este ejemplar.

Sinopsis del libro Pequeñas mentiras

Madeline es una fuerza de la naturaleza. Es divertida, mordaz y apasionada, lo recuerda todo y no perdona a nadie. Ni a su exmarido y su nueva esposa, que se acaban de mudar junto a ella.

Celeste posee el tipo de belleza que hace que el mundo se pare a mirar. Aunque a veces puede parecer un poco nerviosa ¿quién no lo estaría con ese par de gemelos traviesos? Ella y su marido llevan una vida de ensueño, pero los sueños tienen un precio, y Celeste tiene que decidir cuánto está dispuesta a pagar.

Jane, madre soltera y nueva en la ciudad, es tan joven que la confunden con la niñera. Además alberga preocupaciones impropias de su edad y tiene ciertas dudas secretas sobre su hijo. Pero... ¿por qué?

 

Opinión personal

Lo primero que quiero hacer es dar las gracias a la editorial Suma de Letras por este ejemplar.

Comienzo contando un poquito de qué va el libro.

Tenemos a tres protagonistas principales: Madeline, Celeste y Jane.

Chloe estaba en ese momento enamorada de la idea de los atracadores. Seguro que acabaría saliendo con malotes. Malotes en moto.

-¡Júntate con chicos buenos, Chloe!- replicó Madeline al momento-. Como papá. Los chicos malos no te llevarán café a la cama. Te lo puedo asegurar.

Madeline es una mujer de cuarenta años, de hecho, este libro comienza por el día de su cumpleaños. Es una mujer muy responsable. Cuando va conduciendo, ve que delante de ella hay un coche repleto de jóvenes y el conductor va mandando mensajes con el teléfono móvil, por lo que cuando paran en un semáforo, Madeline coge fuerzas y se acerca al coche de jóvenes para echarles la bronca y darles un ejemplo de responsabilidad, con la mala suerte de que cuando Madeline vuelve a su coche, se tuerce un tobillo.

En ese momento, Madeline está llevando a su hija pequeña a la presentación del colegio. Al torcerse el tobillo se queda tendida en el suelo,  y Jane que va en su coche sale a socorrerla. Ahí es cuando se conocen. Jane es una chica muy joven que tiene un hijo al que está cuidando sola, ya que fue concebido en una noche loca y el padre no quiere saber nada de él. En ese momento, también estaba a punto de llevar a su hija al primer día de colegio, es nueva en el lugar y no sabe muy bien dónde tiene que ir, pero sus principios le impiden dejar a aquella mujer tendida en el suelo sin prestarse su ayuda, por lo que sale del coche y ayuda a Madeline.

Cuando estas dos mujeres se conocen se dan cuenta de que los dos niños van al mismo colegio, por lo que Madeline le indica dónde es a Jane y cuando ambas dejan a los niños en el cole quedan para tomar un café juntas.

No le contó a Madeline que había estado de alquiler de seis en seis meses por diferentes apartamentos de Sídney desde que Ziggy era bebé, tratando de encontrar una vida con futuro. No le contó que quizá todo ese tiempo había estado dando vueltas cada vez más cerca de la playa de Pirriwee.

En este momento, aparece Celeste, nuestra tercera chica, es la mejor amiga de Madeline. Es una mujer preciosa, tanto física como interiormente, tiene dos gemelos y un marido que la adora.

Madeline está divorciada, y se ha juntado con otro hombre con el que está muy bien. Su marido no se portaba como debía cuando estaba con ella, pero ahora está con otra mujer y no parece el mismo, es como si hubiese cambiado, ahora es como ‘un marido perfecto’ pero claro, es que la novia que tiene es igual que él, la chica perfecta. Cosa que a Madeline la saca de sus casillas.

Bueno, continúo, cuando Celeste llega a la cafetería donde se encuentran Jane y Madeline le lleva a Madeline su regalo de cumpleaños y…  ¿adivináis cuál es? Pues es un juego de copas que viene acompañado con una botella de champán. Entre risas y anécdotas estas chicas se beben la botella entera y luego van a recoger a sus hijos al colegio. Pero claro, Jane y Celeste van agarrando a Madeline porque no puede andar (debido a su torcedura de tobillo) pero eso la gente no lo sabe, lo único de lo que se dan cuenta es de que las tres mujeres han bebido y además creen que Madeline ha bebido tanto que es incapaz de sujetarse sobre sus propios pies.

Cuando sus hijos salen del colegio una niña sale llorando porque otro chico la ha cogido del cuello, y cuando la profesora le pregunta quién ha sido, ésta, señala al hijo de Jane. Pero él se empeña en decir que no ha sido, claro está cada madre cree a s respectivo hijo por lo que aquí comienza todo.

Ese día se comente un asesinato y nos encontramos con la policía interrogando a todos los presentes.

¿Quién habrá sido el muerto? ¿Y Quién el asesino?

Bueno pues ahora quiero daros mi opinión acerca de este libro:

La edición es preciosa, es un libro bastante grande, en la portada nos encontramos con una piruleta de colores partida en mil pedazos, la verdad que el efecto de la piruleta rota me parece muy bonito, hace el libro muy original. Además los tonos grises de fondo también contribuyen a la estética de este libro.

¿Sería que tenía la sensación de que toda su vida era una competición con mujeres de altos vuelos como Renata? ¿O porque el dinero le ocupaba la mente por la tremenda factura de la luz que había abierta esa mañana? Lo cierto era que, aun no siendo ricos, tampoco vivían con estrecheces y, gracias a las inteligentes habilidades compradoras online de Madeline, ni siquiera se resentía su vestuario.

Internamente, las letras son más bien grandes, y por ello la lectura es bastante rápida.

Los capítulos son cortitos, y junto lo que os he dicho anteriormente el libro se lee rapidísimo, además que es un libro muy entretenido, es como si estuviésemos en el patio de un colegio, todo son cotilleos y rumores, y la verdad que este libro me ha gustado mucho por ello, por qué la manera de narrar es muy original y adictiva, por qué ¿Para qué engañarse? A quién no le gusta un buen cotilleo.

Creo que la intención de la autora al escribir este libro es mantener a todas las mujeres chismosas pegadas a este libro hasta que lo terminasen, y tengo que reconocer que conmigo lo ha conseguido porque me ha resultado muy entretenido, a cada capítulo quería más y más.

Los personajes están muy bien definidos, ya que todos se conocen y cada uno opina lo que le da la gana, esto nos lleva a conocer los trapos sucios de cada personaje.

No hay un personaje principal que nos cuente el libro, ya que se puede decir que tenemos tres protagonistas. Esto por un lado nos deja un poquito descolocados porque no llegamos a conocer a fondo a ningún personaje, pero por otro, nos da la ventaja de conocer un rango más amplio de personajes.

La trama me ha parecido muy entretenida, además la autora utiliza un lenguaje muy común que nos ayuda a integrarnos en el libro de la manera más sencilla posible.

El final… Pues bueno no quiero contar nada que pueda estropeároslo pero os diré que a mí me ha sorprendido mucho, porque yo iba teniendo algún que otro sospechoso, porque lo primero que hice al enterarme de que había habido un asesinato fue deducir quién podría haber sido el asesino, y la verdad que conforme leía este libro cambiaba de asesino una, dos, tres y hasta mil veces…

Cuando he terminado este libro ha sido una auténtica sorpresa, espero que os guste tanto como a mí.

Lo mejor:

  • La portada es preciosa.
  • Los capítulos son muy rápidos de leer.
  • La trama es muy entretenida.

Lo peor:

  • Lo único malo que puedo decir de este libro es que ha sido un poco lioso el tener a tantos personajes principales y tatos nombres.

FotoReseña

 

Pequeñas mentiras, de Liane Moriarty - Reseña
Pequeñas mentiras, de Liane Moriarty - Reseña
Pequeñas mentiras, de Liane Moriarty - Reseña
Pequeñas mentiras, de Liane Moriarty - Reseña

4/5 Puntos

4 puntos

Libros que componen la saga

Autor: Jessi

"Un libro no es un conjunto de palabras impreso en papel, un libro es un mundo abierto a tu imaginación donde cada latir es un sueño".

Comparte este artículo en
Shares