Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña

Vota este arículo
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen - Reseña

Ficha técnica

  • Título original: Miss You
  • Autor: Kate Eberlen
  • Género: Romántica juvenil
  • Año de publicación: 2017
  • Editorial: Planeta
  • Saga: 1/1
  • Número de páginas: 528
  • PVP: 18,50 €
  • ISBN: 9788408166498

Gracias a Planeta por este ejemplar.

Sinopsis

Disculpa la interrupción pero ¿te gusta leer y aún no tienes un Kindle? Aquí te dejo los detalles y el precio, yo no se vivir sin él.

Tess está en Florencia apurando las vacaciones antes de empezar la universidad. Gus también está en Florencia de vacaciones, pero lo único que desea es escapar de todo. Durante un fugaz segundo, sus vidas se entrecruzan y en los siguientes dieciséis años todo parece indicar que están predestinados a no conocerse… ¿O quizá sí?
Las potentes voces de los dos protagonistas, narradas en primera persona, nos guían a través de sus vidas por separado pero en ellas siempre viven experiencias similares, durante más de dos décadas de tragedias, felicidad y experiencias únicas. Ellos son los irresistibles protagonistas de la mayor historia de amor de su generación.
«Se cruzan, se intuyen, se oyen. Sin embargo, a veces tienen que pasar veinte años para reconocer al amor de su vida.»

Opinión personal

 

Hace tiempo que vi la publicación en el catálogo de la editorial Planeta del libro que hoy os reseño, titulado ‘Quererte no es sólo cuestión de suerte’, escrito por la autora Kate Eberlen. Es bastante común en mí alucinar completamente cuando leo maravillas literarias como estas y descubro que se trata nada más y nada menos que de la primera novela de la autora, que me ha dejado sin palabras ante tal libro.

Para comenzar, empezaré hablando de los personajes tan complejos y redondos que tenemos. En primer lugar encontramos a Tess, nuestra protagonista femenina, un personaje que os encantará tanto como a mí y que conseguirá arrancaros alguna que otra lágrima. Tess una joven que tiene que hacer frente a la muerte de su propia madre, fallecida de cáncer, por lo que la vida de Tess se convertirá en un laberinto sin salida. Tan joven, se queda a cargo de una niña pequeña, su hermana Hope, una niña un tanto peculiar que os hará apreciar una manera diferente de ver las cosas. 

Me senté en el vagón y miré la noche; el aire de la calefacción me soplaba en los pies, pero no calentaba. Podía oler a Lucy en la piel y la sentía en la entrepierna y, cuando cerraba los ojos, oía su respiración entrecortada. A pesar del ruido y de la corriente que había en aquel compartimento, de pronto la vida me pareció soportable. En el cristal de la ventana vi el reflejo de una sonrisa y, por un instante, no me reconocí.

En cuanto a nuestro protagonista masculino, Gus, ni que decir tiene que también se ha ganado un pequeño hueco en mi corazón. Gus es un joven que tiene que lidiar con la muerte de su hermano, Ross. Y por si esto fuera poco, todo el mundo solía compararlo con él, por lo que la vida de Gus está marcada por la muerte de su hermano. A pesar de que, como ya he nombrado, Gus se ha ganado un hueco en mi corazón, es cierto que hay ciertas actitudes de su pasado que no me gustaron mucho, sobretodo las referentes con Lucy y Charlotte.

Como personajes secundarios, y sin hacer demasiados spoilers, destacaría a la hermana pequeña de Tess, llamada Hope. Una niña que os enternecerá y con la que viviréis en primera persona una historia cruel pero muy realista que me ha gustado muchísimo. También destacaría a Lucy y Charlotte, dos chicas muy importantes en la vida de Gus; y por parte de Tess quizás Dave, un personaje al que no hay que quitarle el ojo de encima.

Nuestros protagonistas, Gus y Tess, pasan dieciséis años de sus vidas casi coincidiendo. Y es que “Quererte no es sólo cuestión de suerte” es una novela donde la autora nos muestra lo caprichoso y cruel que puede llegar a ser el destino. Gus y Tess parece que se van a encontrar en muchísimas partes del libro, que si un viaje, que si una ciudad, que si un concierto… Pero como he dicho antes, casi encontrándose. Por esa misma razón el lector se pasa capítulos y capítulos esperando a que los protagonistas coincidan de una vez por todas.

-No te preocupes, Gus, no voy a hacer ninguna estupidez.
-No pensaba que...
-No.
Otro largo silencio.
-Gus,  no me llames más - dijo, y colgó.

En cuanto a la narrativa de “Quererte no es sólo cuestión de suerte”, encontramos una prosa muy fluida y ágil, con una Kate Eberlen que nos estructura la novela tan bien que es muy sencillo seguirle el ritmo sin perdernos. Quizás, si tuviera que ponerle algo malo al libro, sería lo lento que fluye todo, aunque siempre sin pararse ni estancarse en ningún punto.

La temática es muy muy muy original, y creo que es una de las partes de la novela que más he disfrutado. A priori puede ser que la novela de Kate Eberlen parezca una típica historia de amor, sin embargo si de algo goza esta novela es de originalidad.Quererte no es sólo cuestión de suerte” no es un libro de amor convencional, sino más bien una novela donde el destino es el primer protagonista y donde más que centrarse en la historia de amor de Tess y Gus, se centra en las vidas de los protagonistas mucho antes de conocerse. Aún así, es un modo muy diferente de vivir una historia de amor y me he sorprendido gratamente, a pesar de que me he quedado con un sabor agridulce al no haber disfrutado al 100% la historia romántica de los protagonistas. 

A pesar de que la temática sea romántica, creo que se trata de un libro bastante reflexivo y con el que podemos sacar muchas conclusiones, por lo que no lo recomendaría para alguien joven que no pueda apreciar al completo la historia tan maravillosa que ha escrito Kate Eberlen, sino que bajo mi punto de vista, debería estar destinado a un público más maduro y adulto que pueda buscar ese punto de reflexión tan importante.

"¿Te conozco?"
"Soy Gus."
Estaba recuperándose de un desmayo.
Mi nombre no había significado nada: tanto la recepcionista como yo lo sabíamos. Nos miramos.
Y entonces di media vuelta y me marché.

En definitiva, “Quererte no es sólo cuestión de suerte” es un libro repleto de momentos cruciales, de sentimientos, donde el destino es el protagonista de la historia y gracias al cual podemos llegar a conocer a personas maravillosas con las que hemos estado a punto de coincidir en multitud de ocasiones. Además, es una novela muy originalid tratada desde un punto diferente y novedoso que se ha ganado un hueco en mi corazón para siempre.

Lo mejor:

  • Los protagonistas, Gus y Tess.
  • La originalidad de la historia.
  • La temática, ya que no se trata de una historia de amor convencional.
  • Libro muy reflexivo.

Lo peor:

  • Me hubiera gustado disfrutar más de Gus y Tess.
  • Acontecimientos lentos.

FotoReseña

Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña
Quererte no es solo cuestión de suerte, de Kate Eberlen – Reseña

Booktrailers o vídeos promocionales

4/5 Puntos

Libros que componen la saga

Imagen de perfil de Paola

Autor: Paola

"A los que buscan aunque no se encuentren; a los que avanzan aunque se pierdan; a los que viven aunque se mueran"

Comparte este artículo en
Shares
Ir a la barra de herramientas