La química, de Stephenie Meyer – Reseña

La química, de Stephenie Meyer – Reseña
5 (100%) 1 vote
La química, de Stephenie Meyer - Reseña

Ficha técnica

  • Título: La química
  • Autor: Stephenie Meyer
  • Género: Thriller
  • Año de publicación: 2017
  • Editorial: Suma de letras
  • Saga: 1/1
  • Número de páginas: 632
  • PVP: 19,90€
  • ISBN: 8491291245

Gracias a Suma de letras, por este ejemplar.

Sinopsis del libro La química

«No iba a dejarles ganar. De ningún modo les podría en bandeja una solución tan fácil a su problema. Lo más probable era que al final acabaran con ella, pero aquellos malditos iban a tener que luchar. E iban a sangrar también.»

Antes trabajaba para el gobierno de Estados Unidos, aunque casi nadie lo sabía. Como experta en su campo, era uno de los secretos más oscuros de una agencia tan clandestina que ni siquiera tiene nombre. Hasta que la consideraron un lastre y fueron a por ella sin avisar.

Ahora rara vez se queda en el mismo lugar o utiliza el mismo nombre durante mucho tiempo. Ya han matado a la única persona en quien confiaba, pero sabe algo que sigue suponiendo una amenaza. La quieren muerta, y pronto.

Cuando su antiguo jefe le ofrece una salida, comprende que será su única oportunidad de borrar la enorme diana que lleva dibujada en la espalda. Pero eso implica aceptar un último encargo. Y, para su horror, la información que consigue vuelve aún más peligrosa la situación.

Decidida a afrontar el desafío cara a cara, empieza a prepararse para la peor pelea de su vida, mientras se da cuenta de que se está enamorando de un hombre que solo puede complicar sus posibilidades de supervivencia. Ahora que sus opciones menguan a marchas forzadas, deberá aplicar su especial talento de formas en las que nunca antes habría soñado.

En esta novela intensa y arrolladora Meyer ha creado una irresistible heroína con unas habilidades muy especiales. Y demuestra una vez más por qué es una de las escritoras que más vende del mundo.

Opinión personal

Si una saga marcó mi camino como lectora fue la saga Crepúsculo, adoré a sus personajes y cada una de las frases. Esa es la razón principal por la que cuando me enteré de que Sthephenie Meyer había sacado una nueva historia con una temática más adulta deseé que el tiempo volara para tenerla entre mis manos cuanto antes. ‘La Química’ ha resultado ser una novela bien planteada y con unos personajes trabajados que nos envuelve en situaciones límite cargadas de peligros, el único problema ha sido su ritmo, pues en alguna ocasión desciende provocando que la historia parezca no avanzar.

La historia nos presenta a Alex, o al menos en la mayor parte de la novela se hace llamar así, pues es la chica de las mil identidades. Lleva huyendo años, temiendo que puedan matarla en cualquier momento, ha renunciado a tener una vida normal, a vivir en un lugar estable, a relacionarse con los demás… su único objetivo en la vida es sobrevivir un día más. Así de agobiante es la vida de nuestra protagonista que cada noche duerme con una máscara puesta ya que su vivienda está repleta de trampas mortíferas de gas por si alguien decide entrar.

“No había tenido a nadie con quien turnarse para conducir, pero tampoco pasaba nada, porque así no tenía que confiar en alguien. La confianza mataba.”

Alex tiene claros sus objetivos y no piensa en el mañana, sino en seguir respirando a cada segundo que pasa. Fue su inteligencia quien la llevó a esa situación y es su inteligencia la que la mantiene con vida. Pero, todo cambia cuando alguien de su pasado regresa para proponerle un giro en sus planes: ¿existe la posibilidad de recuperar su vida? ¿podrá dormir tranquila una noche sin temor a que alguien acabe con ella? Esas son las preguntas iniciales que la animan a replantearse su situación, pero lo que de verdad la hace cambiar su forma de ver el mundo es cierto joven que se cruza en su camino. Ahora no solo piensa en sobrevivir ella. Ahora no corre para esconderse sin pensar en nadie más. Ahora tiene una debilidad y esa debilidad, en el fondo, la hace mucho más fuerte.

Meyer demuestra su madurez en esta novela. Sin duda nos encontramos con una historia trabajada y que lleva una investigación bestial a sus espaldas. Su tono adulto se nota, aunque le faltó algo de chispa a sus protagonistas. Hablemos de los personajes con detenimiento.

“—Me siento torpe —reconoció ella—. Tonta. Eufórica. ¿Por qué parece todo tan positivo? No logro encadenar ideas lógicas. Intento preocuparme y termino sonriendo. Es posible que esté enloqueciendo, y no me importa ni la mitad de lo que debería. Quiero darme puñetazos, pero la cara por fin se me está empezando a curar.

Daniel rio.

—Es una de las pegas de enamorarse, me parece a mí.”

Tanto Alex como el resto de personajes tienen una caracterización pulida y remarcada. Sus diferentes formas de ser los hacen únicos y reconocibles y esto me ha gustado muchísimo. Además, como dije, el trabajo de investigación para desarrollar la inteligencia arrolladora que tienen, los convierte en realistas y admirables. Si algo falla es la relación amorosa. Bajo mi punto de vista nos encontramos con un amor a primera vista un tanto difícil de creer dadas las circunstancias. Los sentimientos van aumentando a un gran ritmo, pero, pese a ser muy típico en la autora, no sentí que saltaran chispas entre ellos por mucho que lo pareciera.

Otros personajes a mencionar, que me han cautivado, son los perros. Inteligencia, lealtad, valor… estos animales lo tienen todo y son un plus para recomendar esta historia, pues os aseguro que desearéis traspasar las hojas y acariciarlos durante horas.

El ritmo se hace algo lento en algunas ocasiones, aunque admito que hay escenas cargadas de acción donde la adrenalina se sube por las paredes y es una auténtica delicia ver como se solucionan gracias a la inteligencia y el valor de los protagonistas. La pluma de Stephenie Meyer sigue siendo la misma de siempre: sencilla, elegante… aunque llena de descripciones. Seremos capaces de situarnos en escena y temer por la vida de nuestros protagonistas mientras alucinamos con todo lo que son capaces de hacer.

“—No… No sé cómo podría volver a mi antigua vida —dijo intentando explicarlos—. Ahora ya no sabría cómo hacerlo, si tuviera que ser sin ti. Que seas mi debilidad es lo mejor que me ha ocurrido jamás.”

En conclusión, La Química es el debut de Stephenie Meyer en el género adulto y lo hace con una novela fascinante que no dejará de sorprenderte. Con unos personajes bien caracterizados y el peligro acechando detrás de cada esquina nos subiremos a una montaña rusa de emociones donde el objetivo principal es seguir respirando un día más.

Lo mejor:

  • Los personajes principales y los perros.
  • La acción y la inteligencia que se muestran en cada página.

Lo peor:

  • El rimo en ocasiones se hace un poco lento, probablemente al exceso de descripciones.

FotoReseña

La química, de Stephenie Meyer - Reseña
La química, de Stephenie Meyer - Reseña
La química, de Stephenie Meyer - Reseña
La química, de Stephenie Meyer - Reseña
La química, de Stephenie Meyer - Reseña
La química, de Stephenie Meyer - Reseña
La química, de Stephenie Meyer - Reseña

Booktrailers o vídeos promocionales

4/5 Puntos

Autor: Duna

"Hasta Steven Spielberg superó su complejo de Peter Pan"

Comparte este artículo en
Shares